Cine de ¿verano?

Este verano ha sido muy poco cinematográfico. A mi pereza por los estrenos estivales se unen las vacaciones y el querer estar más en la calle y menos en una sala, por lo que para otros es el momento de los blockbusters, para mí es un paréntesis hasta la próxima temporada de obras que tiren irremediablemente de mil bolsillo en taquilla. Así y todo, a final he visto dos obras completamente diferentes. Una, una película pequeña, europea, de temática en principio difícil; otra, una gran producción con efectos y ciencia ficción. Una: Hannah Arendt. La otra Elysium. Y como me repito siempre, busco cosas que me entretengan, sea en sentidos o mente indistintamente, pero que en todo caso cuenten una historia.

hannahReconozco, sin más mínimo pudor que no tenía ni idea quien era Hannah Arendt, y que una película sobre una pensadora y filósofa no estaba entre mis inquietudes más festivas. Pero como a veces hay que hacer caso a recomendaciones, y en el fondo todo tema es bueno bien contado, me introduje en la sala de cine veraniego abierto a cualquier posibilidad. Sin entrar en debate he de reconocer que ando un poco harto de historias sobre lo mal que lo pasaron los judíos (cosa que nadie duda) mientras ellos ahora son extremadamente crueles y provocan atrocidades a otros (lo cual demuestra que nadie aprende de sufrimiento propio). Pero bueno, la película no va sobre el enésimo juicio a los criminales nazis, sino sobre el episodio que provocó las reflexiones de la protagonista sobre la definición de culpa, el cumplimiento del deber por parte de los funcionarios alemanes en el Tercer Reich, e incluso la no acción de propios dirigentes judíos sobre tan horrible etapa de la humanidad. Por horrible que sea un hecho, siempre es mejor reflexionar sobre él, las causas que lo provocaron, y como es el caso que ocupa, discutir sobre si un funcionario más de la cadena es culpable de realizar su trabajo y si en su simpleza no hay pensamiento acerca de que ello lleva a la muerte de millones de personas, o si la omisión de acción por parte de autoridades judías facilitaron esta atrocidad. Obviamente en un tema tan sensible conlleva un escándalo social, y más en los años 60 cuando aún estaba todo demasiado reciente, y produce un rechazo y aislamiento hacia la pensadora que es acusada hasta de negar el holocausto o culpar a los propios judíos.

En todo caso la película es ágil, entretenida, y demuestra que todo tema es susceptible de ser llevado a la gran pantalla si se domina algo tan complejo y sencillo a la vez como el tempo cinematográfico. Claro que nada de ésto sería posible sin el estupendo personaje que compone Barbara Sukowa como Hannah Arendt.

En todo caso, el resumen que he hecho aquí reconozco yo mismo que es discutible, y otros tendrán otra visión de la película y sobre lo que trata, pero eso la hace más rica y compleja. Muy recomendable.

Tras este baño de pensamiento y filosofía, me sumergí en algo más ligero, Elysium. Desde luego una película que provenía del director de Distrito 9, Neill Blomkamp, ya merecía mi atención, aunque también era consciente que ya en las garras de Hollywood su discurso estaría más descafeinado. La historia en principio tenía puntos en común con su primera y magnífica película Distrito 9, donde vestía una obra de ciencia ficción alienígena con una entretenida reflexión sobre el apartheid y el miedo al otro, lo cual le llevó a una nominación a la mejor película en los oscars. Aquí se convierte en Elysium en un debate sobre la diferencia de clase y el derecho a la sanidad, tema candente en la actualidad en países como España.

elysiumHe leído críticas que van desde la tibieza hasta la gran decepción acerca de Elysisum, probablemente basadas en unas expectativas demasiado elevadas. Es cierto que ni de lejos llega al nivel de Distrito 9, pero si obviamos que las diferencias y similitudes entre ambas, constituye una buena película de entretenimiento veraniego, que defiendo en base a la existencia de una historia, lo cual la diferencia de otros estrenos veraniegos cuya línea argumental suele resumirse en “corre corre que te pillo” o similares. Su argumento es muy bueno, aunque no tanto ya su guión, donde hace un poco aguas en la relación “amor de la infancia” y como he leído por ahí, en un perfil tal vez demasiado mesiánico del protagonista, encarnado por Matt Damon. Al final, el “malo” de la película, el sudafricano Sharito Copley (protagonista de la cinta anterior) resulta con más matices e interesante que el protagonista, aunque al final de la película se le va de las manos al director.

La que sí podemos establecer como la decepción de la película, es el papel que compone Jodie Foster. Interesante personaje sobre el papel, se queda finalmente reflejado en tres líneas y una simpleza que sorprende. Una pena.

En todo caso, repito, si no llega a venir precedida por Distrito 9, Elysium hubiera sido vista como una entretenida, simpática y bien intencionada película de ciencia ficción, con lagunas y simplezas pero que nos hubiera hecho pasar una estupenda tarde de verano. Y no hay que analizar más.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en CINE y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Cine de ¿verano?

  1. discretoso dijo:

    Estimado Sr.Finch. coincido al 50% en esta ocasión con usted. Yo, que sí me he tragado varios (casi todos) los blockbusters de este verano y alguno de los no blockbusters, estoy completamente de acuerdo en que Hannah Arendt (cuidado con esa D) es una película muy recomendable. Yo tampoco sabía quien fue esa señora y además de entretenerme (fascinarme) me han entrado muchas ganas de saber más sobre ella. desafortunadamente mi capacidad intelectual no me da para leer sus ensayos al completo. necesito un “readersdigest” ya.

    Pero “Asylum”, tras su interesante primera media hora, me ha parecido un coñacete en el que desafortunadamente hay mucho talento derrochado. De el bloque de aspirantes ha taquillazo del verano me quedo con “Guerra Mundial Z”, algo menos con “Star Trek 2” y, si se la incluye en este lote, “Expediente Warren”. Desde luego las peores la de Guillermo del Toro, “Pacific Rim” y el súpercoñazo “Superman”.

    Menos mal que la temporada ha empezado bien con dos recomendaciones: “Mud” y “El último concierto”. He dicho. Un saludo de su seguro servidor

    Discret_Oso

  2. Miriam dijo:

    Yo también concido contigo al 50%. Ví Hanna Arendt y me gustó mucho. La otra no la veo ni atada. Ni siquiera por Matt 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s