Weekend

Creo que ya he comentado que tengo cierta alergia por las películas de temática gay. No por el tema en sí, sino porque tras la etiqueta se esconden subproductos de dudosa calidad para exhibirse en los cientos de festivales temáticos que hay por todo el mundo. Con tal de que dos adolescentes se besen, o que haya mucha risa en un grupo de alocados amigos, el público de estos festivales suspiran o se ríen a carcajadas pasando por encima las interpretaciones o la calidad del guión o dirección. No se pueden hacer todos los días un Brokeback Mountain.

cine-weekend-aTambién entiendo que es difícil abordar esta temática si no es con bajo presupuesto y la vista puesta en un solo un tipo de público. Como dice el personaje de Glen con respecto a su curioso proyecto de arte: “El problema es que nadie lo irá a ver, porque se trata de sexo gay. Los gays irán solo porque quieren ver un cuerpo desnudo y un pene…. Y los heterosexuales no irán porque, no va con su mundo. Van a ver imágenes de refugiados, de muerte, de violación… ¿pero de sexo gay? Jamás..”.

Pues muy mal hecho, porque Weekend no es una película “gay” más. Es un Breve Encuentro, un Antes del Atardecer, o si me apuras, un Los Paraguas de Cherburgo pasado por el tamiz indi inglés. Pero claro, ya viene marcada por su temática y eso ha hecho que sólo se haya estrenado en pocos cines en España, a pesar de que en Reino Unido hiciera mejor media de taquilla en su fin de semana de estreno que, tal y como he leído por ahí, “cierto héroe de comic belga de dudosa sexualidad”.  Y todo ello a pesar de excelentes críticas de The New York Times, The Guardian y otros medios, además de cosechar numerosos premios.

En fin, tampoco me parece una película grandiosa y única, pero sí una agradable cinta con unos muy buenos actores que reflexionan sobre su sexualidad, la felicidad y como se relacionan en un mundo donde por un lado, aparentemente hay apertura en algunos entornos, y por otro la homofobia sigue latente alrededor.

Sencilla, de bajo coste pero apropiado para lo quería contar, en determinados momentos te recuerda a los diálogos de Sexo, Mentiras y Cintas de Video, y en otros a las mencionadas Breve Encuentro o Antes del Atardecer. Desde luego si los protagonistas fueran un chico mono y una chica angelical, la cinta ya habría sido uno de los sleepers de este año.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en CINE y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s