Cyrus

Bueno, creo que con esta película voy a ser más generoso de lo que sería en otra época del año. Porque con la racha que llevo de pelis pretenciosas o simplemente fallidas, ésta al menos ofrece lo que vende. ¿Y que vende? Pues cine indi, con muy buenas interpretaciones, sin alcanzar la magistralidad, pero resultando entrañable. Y claro, con John C. Reilly siempre hay al menos buena interpretación. También tiene los defectos del cine indi americano: falta de concreción, intentar abordar demasiadas cosas, y a veces no definirse por el género. Pero bueno, esta película que balancea entre una comedia romántica, una comedia negra, y un drama intimista, deja buen sabor de boca al terminar. Hasta Marisa Tomei, en un papel no del todo aprovechado, enseña que el tan comentado oscar de hace años ha servido al menos para mantener a una actriz que crece con los años. Además nunca había estado tan guapa en pantalla. Si tienes una tarde tonta, y quieres dejarte sorprender, en vez de tragarte la ultima chorrada del multicine, o soportar al director exótico de turno queriendo sentar cátedra, ésta es tu peli.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s